#QEPD Se conocieron los motivos de la muerte de la voleibolista peruana Alessandra Chocano

Avanzan las investigaciones para determinar la secuencia de hechos que terminaron con la vida de Alessandra Chocano, joven voleibolista de 16 años bicampeona sudamericana infantil con Perú. La necropsia indica edema pulmonar y cerebral. ¿Producto de qué? Buscan establecer si hubo intento de violación o si se debe, según otras versiones, a la mezcla de un medicamento contra la gripe con whisky y energizantes.

El Comercio (7 AM) Agentes de la PNP interrogaron a adolescentes que acompañaron a Alessandra Chocano a la reunión donde murió el domingo.

La última persona que vio con vida a la voleibolista Alessandra Chocano Ríos, de 16 años, fue un adolescente que ayer rindió su manifestación, por más de cinco horas, en el Departamento de Investigación Criminal de Miraflores. 

Jhon Prado, abogado del menor de 17 años, afirmó a este Diario que la voleibolista y el muchacho no eran pareja y que se conocieron la madrugada del domingo, es decir horas antes de que ella perdiera la vida a causa de un edema pulmonar y cerebral, según la necropsia practicada.

Un informe policial reveló que la deportista murió cuando estaba junto al menor dentro de una habitación, en un departamento ubicado en la avenida Reducto, en Miraflores. En la sala había otras personas, amigas de Chocano.

Entre ellos estaba una voleibolista y amiga de la fallecida, de 16 años, quien al igual que la víctima forma parte de la selección juvenil de vóley.

“La menor está en shock. Han estado en una discoteca, después, al parecer, se fueron al departamento. Las dos debieron estar concentradas, vamos a evaluar una sanción. Hace mucho tiempo que la Federación de Vóley está funcionando mal”, declaró Alexis Villarán, abogado del club de vóley Red Alta, del Sporting Cristal, donde juega la joven.

Esta adolescente también declaró ayer a la policía hasta aproximadamente las 5 p.m.

—Otros detalles—

Cuando Chocano se desvaneció en el cuarto, el adolescente de 17 años pidió ayuda a los demás jóvenes que estaban en el departamento. Le dieron los primeros auxilios, pero como no reaccionó, Erick Collantes Saavedra, de 25 años, la llevó al hospital Casimiro Ulloa, donde confirmaron que estaba muerta.

Al cierre de esta nota, tanto Collantes como el adolescente de 17 años, seguían en la dependencia policial, en Miraflores.

“El menor no tiene nada que ver con la muerte, no hubo violencia contra la joven”, resaltó su abogado.

Dos fiscales, uno especializado en menores, deberán decidir el futuro de ambos menores de edad involucrados en el caso. 

Comentarios

Comentarios