fbpx

¡Se puede! Tandara fue a la Justicia por derechos no reconocidos en su embarazado y ganó

Uno de los símbolos e iconos del voleibol femenino de Brasil y del Mundo, como lo es Tandara Caixeta, luchadora indeclinable por los derechos de las mujeres, tanto en el deporte como fuera de él, acaba de ganarle el litigio jurídico a su ex club Dentil/Praia Clube como consecuencia de haberle vulnerado sus derechos cuando ella se encontraba embarazada y tenía contrato vigente, el cual después decidieron no renovarle.

En diciembre del 2014, la opuesta quedó embarazada y comenzó a recibir el sueldo que se redujo hasta en un 99.5%. El club de la ciudad de Uberlandia opto por no renovarle el contrato de la jugadora, que finalizó el 31 de mayo de 2015. Por ende, la campeona olímpica con el seleccionado nacional femenino de Brasil en los juegos de Londres durante el año 2012, inició las correspondientes acciones legales. Ahora, El Tribunal Superior del Trabajo (TST) de Brasil falló a favor de la jugadora, quien, en la venidera temporada vestirá los colores del club Osasco/Audax .

De esta manera , Tandara Caixeta se convierte en la primer deportista mujer en encontrar y hacer justicia por lo que son sus derechos laborales en el país carioca. Según manifiestan nuestros colegas del sitio Web Puro Voley, la enorme voleibolista , “tras unos meses logró una importante victoria en la lucha por lo derechos de las mujeres en el deporte”.

Ahora bien, mas allá del fallo aportado por el mencionado Tribunal Superior de Trabajo, lo que no se sabe aún, sostiene el mencionado sitio periodístico “cual será el montó que deberá abonar la actual dirigencia del Praia Clube, quien tiene también la oportunidad de apelar la sanción a un tribunal mayor “.- Como todo juicio laboral, indudablemente, todo lleva su tiempo.

En una decisión de último recurso, el Tribunal Superior del Trabajo (TRT) reconoció que el contrato firmado entre ella y Praia Clube, en Uberlândia, no podía romperse durante su embarazo. Mas detalles de su decisión:

“Es una victoria para nosotras. Es otra demostración más de fuerza. Tenemos que ser valoradas por nuestro trabajo”.

Tandara

La legislación laboral no permite la caída de la tarjeta de trabajo durante el embarazo, por lo que Tandara permaneció registrada en el club, sin embargo por los meses que estuvo embarazada solo recibió el 0.5% de su salario regular, que también incluía derechos de imagen.

“Durante mi embarazo yo seguí mi entrenamiento, haciendo ejercicio en el gimnasio, tuve cuidado. Me encargué de regresar rápidamente. El parto fue el 13 de septiembre y, el 21 de octubre, ya estaba empezando a entrenar“, dice Tandara. Sin embargo Praia ya no quería mantenerla en el equipo.

Al final del embarazo, Minas le ofreció a Tandara la posibilidad de tenerla en su escuadrón. Tan pronto como su hija nació, la campeona olímpica renunció a Praia y se transfirió a su rival. Pero no olvidó lo que pasó. “Tuve este coraje principalmente por mi hija. Era nuestro derecho. Quería el apoyo del club para tener un embarazo pacífico hasta que naciera mi hija. Tener la tranquilidad de cuidarla, para poder alcanzar bien mi punto físico”, dice.

“Estoy siendo pionera en el proceso, pero corro el riesgo de cerrarme las puertas. Dejo muy claro que en ningún caso fue por el aspecto financiero. No estoy enojada con Praia, no tengo odio. Mi hija es de Uberlândia y mi esposo también, me encantó vivir allí, no es nada personal, simplemente fui a buscar lo que como empleada tenía el derecho. Es el derecho de una mujer, no solo el mío como deportista “, defiende.

Tenemos que tener un apoyo, no ser juzgadas por ser mujeres. No quedé embarazada a propósito. Precisamente por eso, estando embarazada, me cuidé, tome todas las precauciones y sabemos que el embarazo no es una enfermedad “, finalizó la voleibolista.

Samantha Paige en base a Puro Vóley

Comentarios

Comentarios