fbpx

Once Unidos de Mar del Plata, cerca de la Liga: entrena con 10 jugadores

La Capital – Con determinación e ilusión el plantel de vóleibol del Club Atlético Once Unidos comenzó hace un par de días sus actividades. El trabajo, únicamente físico, sin contacto con la pelota ni la cancha, se cumple de acuerdo a las estrictas normas sanitarias vigentes en el marco de la fase 3 ante la pandemia de coronavirus: al aire libre, con distanciamiento social y utilización de barbijo/tapabocas.

El plantel, bajo la supervisión del entrenador Gonzalo Borstelmann y el preparador físico Ariel Buencuero, realiza diferentes movimientos en una de las canchas de fútbol de césped sintético que posee la entidad “albiverde” en su sede de Belisario Roldán y Tomás Falkner.

Como es de público conocimiento, Once Unidos es uno de los equipos invitados por la Asociación de Clubes de la Liga Argentina de Vóleibol (Aclav) para participar en la máxima categoría en la temporada 2020/21.

La intención primaria de los organizadores de la Liga es iniciar el certamen a fines de noviembre o principios de diciembre. Con esa fecha probable en el horizonte, las prácticas en cancha deberían iniciarse a fines de este mes o principios de octubre, es decir, un mes y medio o dos ante de empezar a competir. Claro que, una vez más, todo dependerá de las condiciones sanitarias y la evolución de la propagación comunitaria del virus.

De acuerdo a lo que pudo observar LA CAPITAL, los protocolos en el predio de Once Unidos se cumplen sin margen de flexibilidad. Cada jugador ingresar a la cancha de césped sintético en forma individual, se rocía sus manos con alcohol y se ubica a una distancia mínima de 3 o 4 metros con relación a su compañero más cercano y con el barbijo colocado.

Claro que, al margen de la situación sanitaria, primordial en este caso, también será crucial que Once Unidos obtenga los recursos necesarios para poder participar en la Liga (se estima un presupuesto de 6 millones de pesos).

Hasta el momento, el club de Parque Luro figura en una lista de otros nueve equipos que han completado la inscripción inicial (intención de participar) aunque sin confirmación oficial -tienen plazo hasta el 2 de octubre próximo-.

La planificación de la Aclav indica que el certamen se jugaría por el sistema de “burbuja” y sin público en los estadios. Y si Once Unidos decide encarar el desafío de competir en la máxima divisional, Mar del Plata sería una opción muy firme como base para albergar una de esas burbujas. El torneo, de acuerdo a las preinscripciones existentes, podría tener un máximo de 14 equipos. Se instrumentarían dos descensos y dos ascensos desde el Torneo Argentino de Clubes (segunda categoría), obviamente si éste finalmente se juega.

Participaron este miércoles en el trabajo físico los siguientes jugadores: Juan Ignacio Macció, Tomás Russo, Lukas Rojas, Mauro Zelayeta, Facundo Funes (emigrará a jugar en Israel), Santiago Aranguren, Alejandro Manzín, Joaquín Layús, Matías Martín, Bautista Gazaba y Joaquín Aquindo. Ausentes ayer por diferentes motivos pero integrantes del plantel también son Iván Quiroga, Alejandro Saadía, Marcos Richards, Lucas Conde e Ian Mehamed.

Comentarios

Comentarios