[COLUMNA DE OPINIÓN] Luciano es De Cecco por su trabajo incansable, por Paula Ormaechea

“Cuando uno trabaja incansablemente y con dedicación, el trabajo paga. Esa es la ley de la vida. Luciano es un fuera de serie, pero sus logros y rendimiento no son casualidad. Trabaja para mejorar todo el tiempo. Acomodó la cabeza en muchos sentidos y eso le terminó de provocar el click que necesita todo atleta de alto rendimiento y que suele ser más fácil de ver en deportes individuales. Él trabajo para este presente desde muy chico y lo más lindo es que no tiene techo y va a ganar mucho más.

Luciano logra estar donde está porque de joven decidió instalarse en Europa y bancarse un montón de situaciones. Le pido perdón a quien lea esto, pero ha comido mucha mierda desde que decidió venir a Europa. Implicó también estar lejos de la familia y él es muy apegado. No le fue nada fácil pero lo fue superando día a día. Desde que estamos juntos lo veo crecer constantemente. 

Se ha encontrado con estrellas y pese a que le costó entrar en ese mundo, porque él es el más humilde, pudo hacerlo. Cuando jugás en equipos de primera línea, con tantas figuras, no siempre es fácil. Si él tuviera que elegir cómo jugar lo haría de otra manera, pero entendió cuál es su rol y con su mejor vóleibol sigue creciendo y hace jugar a Perugia como el entrenador entiende que debe jugar con los atacantes que tiene. Llegó a preguntarse si podía jugar con León, ¿y alguien tiene dudas de que cómo están jugando? Eso es crecimiento mental y deportivo.

Me impresiona, lo admiro muchísimo, lo banco un montón porque a veces parece que nunca le duele nada, y no es así. Pero él es una persona grandísima que siempre va con la boca cerrada. Se viene superando todo el tiempo y eso es lo más sorprendente. Está en un punto de equilibrio que le permite ser uno de los mejores armadores del mundo sin dejar de ser una excelente persona“.

PAULA ORMAECHEA
Esposa de Luciano De Cecco
Tenista N° 1 de Argentina
Ranking 225 WTA

Comentarios

Comentarios